Tratamientos de superficie

Electropulido: Proceso de limpieza y acabado superficial, habitualmente utilizado para el acero inoxidable, en el que a través de corrientes electricas, se eliminan todas las impurezas que pudieran causar corrosión. Tambien se pueden usar con piezas de cobre, latón o aluminio.

Galvanizado en caliente: Es un tratamiento superficial que ayuda a proteger a la pieza contra la corrosión. Dicho proceso se consigue con la inmersion de la pieza en Zinc en estado líquido a unos 450 grados centígrados, de forma que pequeñas partículas de zinc puro éste se adhieren completamente a la pieza.

Geomet: Es un recubrimiento compuesto por láminillas de zinc y aluminio dentro de una matriz inorgánica que se obtiene mediante la aplicacion de dispersiones acuosas por inmersión en frío o pulverización. Es una buena solución sobre todo para piezas roscadas, pues evita que restos de zinc se queden pegados a los hilos de rosca, dificultando así el montaje de las piezas.

Zincado electrolítico: En este caso, las piezas de acero se colocan en una solución de sales de zinc, que por electrolísis, hacen que las partículas de zinc se depositen en toda la superficie de la pieza, con la consiguiente protección contra la corrosión.

SOLUCIONES INTEGRALES A MEDIDA

Solicite presupuesto, consultar cantidades mínimas.

Presupuesto

CATÁLOGO

Para más información descargue el catálogo.

Catálogo